martes, 17 de septiembre de 2013

Encontrar en la nada algo que habias dejado de buscar, algo que debía ser un pedazo de felicidad a la que dijiste no por desesperación. Ahora, por ello, confusión; notar como el sentido en todo es relativo como el tiempo; todo es correr hacía un abismo sin saber si frenarás antes de caer en el vacío. Jugar a perder lo poseído por intentar lograr lo inalcanzable o alcanzar lo imposible sin perder lo anterior. Girar entorno la felicidad sin llegar a rozarla pero sintiendo su presencia más cercana cada vez. Querer por curiosidad, soñar por ganas. Buscar lograr recuerdos sin miedo a llorar por ellos en el futuro. Poner la mano en el fuego y querer quemarse sin sufrir por ello.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada