sábado, 2 de junio de 2012

¿Qué ha sido de ése tú que yo antes tanto conocía? ¿Como has pasado de ser un conocido a un simple extraño? No has cambiado nada, a pesar de eso, no te reconozco. La confianza que te tenía la has borrado, así, sin más; y la tuya conmigo la has perdido no sé donde. Y te creerás que no hay palabra que duela, ni recuerdo que no mate, pero el tiempo deja ver como todo ya es distinto. No sé quien de los dos lo ha estropeado más, quizá yo, quizá tú o puede que los dos por igual... Nos volvimos invisibles el uno para el otro sin ninguna causa. No llego a entender como tanto amor llega a quedar reducido a nada. Ya no sirve para nada darle vueltas y pensarlo, una vez esto ha pasado ya no hay marcha atrás, ya me gustaría a mi pensar que algún día volverás. Pese a todo yo sigo estando ahí como desde un principio y no voy a desaparecer por mucho que todo cambie. Aunque ahora somos como extraños, yo jamás te olvidaré; es más, si algún día quisieras volver a confiar en mi no encontrarías un 'no' por respuesta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada