sábado, 25 de febrero de 2012

Dos palabras más y no lo habría soportado, habría terminado por confesarlo todo. Sus ganas de llorar la superaban y andar en silencio no ayudaba, empezaba a ver borroso por las lágrimas... Se sentía mal con ella misma pero no entendia lo que estaba sintiendo, le parecía increible el terminar así. Pasaban las horas y notaba que se acercaba el final, un duro final.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada